“El salivazo actúa como el alma”, MARCEL GRIAULE desde JAMES CLIFFORD (surrealismo etnográfico)

tenor

Crachat, “salivazo” es redefinido por Griaule usando la evidencia del África negra e islámica con el resultado de que el escupir se asocia con el alma, y tanto con los buenos como con los malos espíritus. En Europa, naturalmente, escupir al rostro de alguien es una deshonra absoluta; en África Occidental puede ser un modo de bendecir. “El salivazo actúa como el alma: bálsamo o basura” (Griaule, 1929). El etnógrafo, como el surrealista, tiene licencia para escandalizar. Leiris recoge la definición de Griaule y va más lejos: el salivazo es como esperma permanente que desflora a la noble boca, un órgano asociado en Occidente con la inteligencia y el lenguaje. Así, pues, la escupida resimbolizada denota un estado de ineludible sacrilegio (Leiris, 1929). En esta definición recompuesta, hablar o pensar es también eyacular.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s